¿Por qué utilizar un sérum con vitamina C?

por | 03/10/2020

serum vitamina c¿Aún no sabes por qué deberías utilizar un sérum con vitamina C en tu rutina facial? En ese caso, este artículo es para ti.

El sérum es un cosmético que llegó para quedarse. Su enorme éxito se ha mantenido a lo largo de los años debido a la cantidad de beneficios y ventajas que proporciona en la piel.

Por otro lado, la vitamina C es uno de los ingredientes más empleados en la cosmética. Una de sus principales acciones es frenar los signos del envejecimiento, sin embargo, sus efectos van mucho más allá.

A continuación, te explicamos con todo detalle qué es lo que este cosmético tan demandado puede hacer por tu cutis. ¡No te lo pierdas!

Qué es un sérum

A pesar de que cada vez son más usuarias las que reconocen que este producto no falta dentro de sus rutinas de belleza, aún existen ciertas dudas que giran en torno al sérum.

Consiste en una loción muy fluida y de rápida absorción que se caracteriza por el porcentaje tan elevado de activos que contiene su fórmula.

Su función es la de resolver problemas específicos de la piel y prepararla para potenciar los posteriores tratamientos.

Es sumamente importante que tengas claro que no sustituye en absoluto a la crema hidratante habitual, sino que complementa sus efectos. Es decir, ambos cosméticos deben ser aplicados cada día.

Sus principales características son:

  • Posee un color blanquecino casi transparente.
  • Su textura es muy fluida, casi líquida, y no aporta nada de grasa.
  • La concentración de activos es elevada.
  • Existen varios tipos destinados a resolver problemas específicos.
  • El precio es más elevado que el de una crema hidratante.

Respecto a los beneficios generales del suero facial, destacamos los siguientes:

  • Disminuyen la visibilidad de arrugas y líneas de expresión ya existentes.
  • Evitan la aparición de nuevas arrugas y signos del envejecimiento.
  • Combaten las manchas pigmentarias y aquellas producidas por la edad.
  • Mejoran el exceso de sebo y hacen menos visibles las marcas generadas por el acné.
  • Potencian los efectos de tratamientos que se apliquen con posterioridad.
  • Calman y suavizan la dermis.
  • Iluminan sin llegar a saturar.
  • Sus efectos se hacen visibles en poco tiempo.

Qué es la vitamina C

Esta vitamina es un antioxidante natural también conocido como ácido ascórbico que proporciona una gran cantidad de ventajas y beneficios para la piel.

Además de consumirla a través de alimentos, también puedes añadirla en tus tratamientos de belleza.

Los beneficios que aporta en el rostro son:

  • Promueve la producción de colágeno. Como sabrás, esta proteína resulta fundamental para mantener una piel más joven y elástica. El problema es que a partir de los 30 años aproximadamente nuestro organismo no lo produce del mismo modo.
  • Aporta una mayor luminosidad y unifica el tono.
    Evita que tenga lugar el proceso de oxidación, el cual daña a las células.
    También se trata de un excelente remedio para combatir el acné y disimular las cicatrices que este problema ha podido generar.
  • Reduce los síntomas de inflamación y enrojecimiento.
    Combate las manchas solares.

¿Por qué utilizar un sérum con vitamina C?

vitamina c serum casero

Básicamente, la principal ventaja de utilizar este tipo de cosmético es que obtendrás todos los beneficios que ofrece la vitamina C para la piel de forma sencilla.

Recuerda que el suero facial contiene un alto porcentaje de activos, por lo que otorgará a tu rostro una buena cantidad de dicha vitamina.

Otro de los aspectos que más nos gusta es que los resultados se obtienen de forma más rápida e inmediata que con el uso de otros cosméticos.

¿Por qué usarlo en verano? El verano es una magnífica época para utilizar este producto por dos motivos.

  1. En primer lugar, contrarresta los efectos dañinos del sol y la aparición de manchas en la piel.
  2. Por otro lado, evita la aparición de nuevas arrugas y mejora el estado de posibles quemaduras.

Además, ¿sabías que reduce la probabilidad de sufrir cáncer de piel?

Cómo aplicarlo

El modo de aplicación de este tipo de suero facial es el mismo que el de cualquier otro. Sigue los siguientes pasos para no cometer errores:

  • Desmaquilla el rostro previamente. Es imprescindible que la piel esté limpia para que pueda recibir los activos correctamente.
  • Pon un poco de tónico facial para equilibrar el cutis.
  • Vierte unas gotas de sérum sobre las palmas de las manos y extiéndelo por todo el rostro dando pequeños toquecitos suaves pero firmes. Es muy importante que evites su contacto con el contorno de ojos. Esta zona es extremadamente sensible y requiere de tratamientos específicos.
  • Espera a que se absorba para poner tu contorno de ojos y tu hidratante habitual.
  • Por último, no te olvides de poner un poco de sérum sobre el cuello y escote.

Cómo escoger la mejor opción

Seguro que en el mercado de la cosmética encuentras una infinidad de versiones de este tipo de suero facial de todas las marcas y precios.

Ante tal diversidad, podemos plantearnos cuáles son las mejores opciones. Por ello, te mostramos qué aspectos debes tener en cuenta antes de invertir por un producto determinado:

  • Grado de pureza. Nos referimos al grado de pureza de la vitamina C. Fíjate que esté en su estado puro. Aunque también hay algunos derivados que son igualmente eficaces y más seguros.
  • Concentración. El grado de concentración ha de ser al menos de un 5%. Eso sí, en caso de que sufras de sensibilidad, lo ideal es que no supere el 10%.
  • Envase. Aunque te parezca poco relevante, lo cierto es que el envase es un aspecto que no debes pasar por alto. En primer lugar, lo ideal es que tenga un dispensador higiénico de tipo pulsador o airless. Además, ha de ser de color opaco para evitar el contacto con la luz directa, lo cual degradaría los activos.
  • Producto natural. Olvídate de esas versiones que se encuentran repletas de químicos y sustancias nocivas. Por muy bajo que sea su precio, te aseguramos que te generarán más perjuicios que beneficios: irritaciones, picores, rojeces, sequedad, descamaciones, así como otro tipo de alteraciones. Piénsalo, merece la pena invertir un poco más de dinero para garantizar tu propia seguridad.

Hacer un suero con vitamina C casero

serum vitamina c casero

Una posible opción es elaborar tu propio sérum casero con vitamina C. ¿Quieres descubrir cómo hacerlo?

Ingredientes que necesitas:

  • Media cucharadita de vitamina C pura.
  • Media cucharadita de ácido hialurónico.
  • Dos cucharadas de agua destilada.

Una vez que tengas a mano todos los ingredientes, coge una taza y vierte el agua con el ácido ascórbico. Remueve bien la mezcla hasta que se integren por completo.

A continuación, añade la cantidad exacta de ácido hialurónico y pásalo a un tarro de cristal oscuro para guardarlo en el frigorífico.

A pesar de que estas versiones caseras otorgan buenos efectos, lo cierto es que las comerciales siempre serán mucho más potentes.

Por otro lado, también presentan otra serie de desventajas respecto a las que venden en las tiendas:

  • Debes emplear tiempo en elaborarlas, por lo que resultan más engorrosas.
  • Debido a que el ácido ascórbico lo encontrarás en polvo y es una sustancia muy inestable, se oxida rápidamente.
  • Si guardamos demasiado tiempo los productos caseros para prolongar su uso, corremos el riesgo de dañar la piel.
  • Es muy importante que sepas seleccionar la mezcla de ingredientes adecuados.

Conclusión

Como has podido comprobar, este cosmético se adapta a casi cualquier tipo de rostro y ofrece grandes beneficios.

Para no encontrarnos con ningún inconveniente y que los efectos se hagan realmente visibles, es fundamental que escojamos una buena opción. Antes de comprar tu suero, presta atención al grado de concentración, sus componentes, envase, etc.

Por último, debes saber que, a pesar de que las versiones caseras resultan algo más económicas, lo cierto es que son menos potentes e incluso podrían desencadenar algunos riesgos en la piel si no las creas de forma correcta.

Ahora ya sabes por qué utilizar un sérum con vitamina C en tu rutina diaria de cuidados. ¿A qué estás esperando para probar ya el poder de esta vitamina en tu rostro?